Propone industria automotriz acciones para el antes y el después de la contingencia

industria automotriz

El domingo pasado, en su discurso en el municipio de Yogana, Oaxaca, Andrés Manuel López Obrador reconoció que se avizora una crisis económica derivada de la pandemia del coronavirus y la baja en los precios del petróleo. Por su parte, la industria automotriz propuso una serie de acciones al respecto.

En ese sentido, ante la emergencia global, la Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores A.C (AMDA), en una carta dirigida al Presidente de la República, propuso una serie de acciones para mitigar la pérdida de empleos y evitar un mayor deterioro social.

La AMDA solicitó medidas urgentes para apoyar a sectores primordiales para la actividad económica del país como el sector automotriz, «pilar fundamental los distribuidores de automotores que le dan mantenimiento a las unidades encargadas de distribuir mercancías y personal médico».

industria automotriz
Imagen: Unsplash

En la carta se lee que, ante la paralización de la economía, las pymes, estructuralmente débiles, corren el riesgo de desaparecer y, con ello, producir una escalada de despidos masivos.

Medidas urgentes ante la crisis

«El sector automotriz propone instalar una mesa urgente, junto al Presidente y su gabinete económico, para tratar la necesidad de estímulos fiscales y la aplicación de políticas públicas de emergencia debido a la crisis», dijo al respecto Guillermo Rosales Zárate, director general adjunto de la AMDA y vocero de más de 2 mil distribuidores.

A continuación, algunas de las acciones de política pública que propone el sector:

  • Programa emergente de créditos de liquidez para las empresas (Banca de desarrollo y sistema financiero) con objeto de hacer frente a la caída en la generación de ingresos durante el tiempo que se mantenga la crisis y evitar despidos.
  • Programa diferenciado según tamaño de empresas: por ejemplo un subsidio parcial para Mipymes.
  • Acuerdo de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) para modificar temporalmente los lineamientos de calificación crediticia a efecto de no castigar créditos.
  • Subsidios focalizados para población vulnerable.
  • Diferimiento en el pago de obligaciones sociales a cargo de los patrones: IMSS e INFONAVIT.
  • Agilizar devoluciones de impuestos a favor de los contribuyentes por parte del SAT.
  • Aligerar el pago a proveedores del Gobierno Federal y de las empresas productivas del Estado.

Estímulos

Y respecto a los estímulos consideran oportuno aplicar:

  • Exención para el pago provisional de impuestos.
  • Absolver del ISR a trabajadores hasta cuatro salarios mínimos.
  • Esquema de diferimiento en seis parcialidades en el pago de la declaración definitiva del ISR del ejercicio fiscal 2019 a Personas Morales. Llevarlo a cabo sin necesidad de garantizar el interés fiscal y sin una tasa preferente de recargos.
  • Deducción inmediata de inversiones.
industria automotriz
Imagen: Unsplash

Post-contingencia sanitaria

Para una etapa post-contingencia sanitaria, sostienen, «serán necesarios programas de fortalecimiento sectorial para impulsar la rápida recuperación económica como»: 

  • Renovación del transporte público de carga y pasaje en sus diferentes modalidades. 
  • Renovación de la flota vehicular de las micro y pequeñas empresas. 
  • Reforma del marco fiscal en la adquisición de vehículos. 
  • Promoción del Turismo nacional y extranjero: rescate del programa Pueblos Mágicos, créditos preferentes ISSSTE, IMSS, FONACOT. 
  • Fortalecimiento del FONACOT para impulsar el mercado interno de bienes de consumo duradero.
industria automotriz
Imagen: Unsplash

Finalmente, en su carta, la AMDA convocó al sector público y privado a encontrar los puntos de acuerdo que superen el tamaño del reto inmediato, con el fin de conservar el empleo y aminorar el impacto económico y social.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

shares