Ya puedes pedir licencia médica por cáncer infantil

Los padres trabajadores que están dados de alta en el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) o en el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) podrán solicitar una licencia si su hijo padece algún tipo de cáncer.

Tras la publicación del dictamen en el Diario Oficial de la Federación (DOF) sobre la modificación a la Ley Federal del Trabajo (LFT), Ley del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado. Los padres trabajadores formales, desde el 5 de junio de este año, ya pueden solicitar la constancia para obtener la licencia.

Cáncer Warriors de México detectó que son 9 mil 750 los trabajadores con un hijo menor diagnosticado con cáncer, por ello, en 2017 comenzó la iniciativa encabezada por la asociación, la cual obtuvo los siguientes lineamientos:

El inicio de la lucha

Cáncer Warriors de México, es una asociación civil originada en 2013, la cual tiene como objetivo la defensoría de los derechos de los pacientes con cáncer y sus familiares en el sector salud, para mejorar su calidad de vida.

Esta se enfoca en dar acompañamiento a los pacientes con cáncer en hospitales públicos.

En 2016 descubrieron que las instituciones médicas pedían que los padres de menores diagnosticados con cáncer, debían acompañar a sus hijos en los tratamientos oncológicos, quimioterapias, radiaciones o intervenciones quirúrgicas. Pues al ser menores, no pueden firmar responsivas.

Lo que hacen los tratamientos es que posteriormente bajan sus defensas y los vuelven propensos a contraer infecciones, neumonía, etc, explicó Kenji López Cuevas, director de Cáncer Warriors de México, en entrevista con Mejores Empleos.

Señaló que los padres deben realizar este tratamiento desde 8 horas hasta meses completos.

«Los padres se ven obligados a separarse de sus puestos de trabajo. La LFT considera que después de 3 faltas injustificadas en 30 días, el patrón, sin responsabilidad hacia el empleado, puede despedirlo».


Kenji López Cuevas director de Cáncer Warriors de México

Por lo que los padres, se sitúan en el contexto de una posibilidad de perder su empleo o aceptar el permiso sin goce de sueldo.

El principal detonante del abandono de los tratamientos oncológicos es por la falta de ingresos económicos o pérdida del empleo, detalló Cuevas.

Esta necesidad los hizo iniciar una petición por medio de change.org, en donde consiguieron más de 400 mil firmas a favor, para posteriormente realizar un foro en la Cdmx el 9 de octubre de 2017 y hacer pública la necesidad de esta licencia.

En la búsqueda llegaron a un grupo de senadores de diversos partidos políticos. La primera presentación se hizo el 15 de febrero de 2018, en todos los filtros pasó por unanimidad en el proceso legislativo. Hasta que el pasado 4 de junio de 2019 se publicó en el DOF para convertirse en una realidad.

«Al día de hoy estamos a la espera de que el IMSS e ISSSTE emitan los lineamientos correspondientes para que puedan tramitar sus licencias», informó Cuevas.

A partir del cinco de junio se puede pedir la licencia, «Pero el tema es que el IMSS ahorita está reajustando la normatividad interna administrativa para entregar las licencias. Esto saldrá en su totalidad en los próximos días», señaló.

Finalmente, detalló que el subsidio de la licencia lo absorberá el gobierno, lo cual equivale a 60% del salario del trabajador, el patrón se deslinda totalmente de cubrir algún tipo de pago.

Lo que implica un gasto máximo de 450 millones de pesos del erario público, esto si se piensa que todos los padres trabajadores recurrieran a esta prestación, concluyó.

Por: Brenda Martínez @Bredaluma96

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close
shares